sábado, 29 de marzo de 2008

Escupiendo amor en mí abandono.

Pintura de Elia Verano


Escupiendo amor en mí abandono.

Yo quedé desnudo;
así como ves.
De espalda al mundo
y con la cabeza baja.

Buscando entre mis pies
una señal dormida.

Quedé exhausto,
silencioso,
flotando entre las nubes,
rastrillando tu nombre en las paredes.

Escupiendo amor en mí abandono.

Yo quedé sin fuerzas;
porque mi voz se perdió con tus deseos.


4 comentarios:

Alicia dijo...

Desolado y triste, creo que conozco la sensación. Ali.

Gabriela dijo...

Que fuerza tiene este poema, muy bueno.

Gabriela.

vocesdehoy dijo...

Si Alicia, sensación común.

Gracias Gaby.

Abrazos

loki vinodelfin dijo...

Esa sensación es un dolor alegre de manera perversa. Al sentirlo se llena el alma de preguntas sin respuestas. Impactante verso. Me dejó con un poso de sinceridad y verdad en lo escrito. Un abrazo Pedro.