jueves, 3 de abril de 2008

Gustavo Tisocco

Pintura de Roberto Martínez

Soy un reptil áspero y seco
descascarado
gris
triste
rastrero
tenue
descreído
inoportuno
imperceptible.

Tengo flagelos que me cubren
olvidos
metáforas
sed
hambre
desierto
arena roja
risa de caracol
dolor
amnesia
quebranto.

Muero con el día
fantasmas
escombros
acertijos
destierros
desvelo
disfraces
exilios.

Soy un reptil
igual quiero tus pétalos.

32 comentarios:

vocesdehoy dijo...

Me gusta este poema Gustavo, su ritmo lleva a un descubrimiento profundo, para concluir queriendo a lo hermoso.

Un abrazo

Gabriela dijo...

El final, no tiene precio, muy bueno.


Gabriela.

STELLA MARIS TABORO dijo...

Te doy mis pétalos para que de reptil puedas ser ave.
Un abrazo fuerrrrrte

Maria Fischinger dijo...

Me gusta leer los trabajos de Gustavo.
Bellisimo el blog
Maria

Analía dijo...

Gus: me desarmaste con el final!
Un abrazo y mi cariño
Analía

ALICORA dijo...

No tengo pétalos pero te doy mi mano para que alcances la paz. Beso de ALICORA

Anónimo dijo...

Por entre los vericuetos de la tristeza se desplazan tus versos querido Gus, acuñados por una exquisita, inteligente sensibilidad.
Te felicito, siempre, Eli

Elisa Dejistani

Elisabet Cincotta dijo...

Excelente poema Gus, uno de mis preferidos, en realidad cuál no? siempre admiro tu poesía.
besos
Elisabet

Dejistani Elisa dijo...

No quedó registrado mi comentario
anterior -
Tus versos, de una exquisita y lúcida sensibilidad, se desplazan por entre
los vericuetos de una tristeza que conmueve. Te felicito Gus, como siempre
Un abrazo enorme, Eli
Felicitaciones a Elisabet y Migdalia y un gran cariño, bellisimo el blog.

Elisa Dejistani

Cecilia Ortiz dijo...

Gus: Un bello poema, con tensión y entrelíneas para "pescar" el otro sentido (disfraces)
Un gran abrazo.

Anónimo dijo...

muy buen poema. jorge hirch

azpeitia dijo...

Dicen Gus, que nacimos en el mar, y sin más medios que reptando abandonamos, quizás sea por un castigo divino, ese medio amable en el que vivíamos. Después cansados de arrastrarnos por la tierra y a través de lo que llaman la -metempsicosis- nos empezaron a salir patitas.
Lo demás ya lo sabes una evolución de millones de años....por eso quizás en tus versos te retrotraes a ese estado primigenio....enhorabuena por tus versos...un abrazo de azpeitia

Gustavo Tisocco dijo...

Gracias amigos y a vos Pablo en especial por publicarme.
un abrazo Gus.

Anónimo dijo...

Gus: cualquier poema tuya engala las páginas por donde pasa. Pero me conmueve cuando doy con esos poemas tuyos "preferidos" como es este. Atrapante, sugestivo que un final que se asemeja a una brisa que se bebe con los ojos cerrados.

Lily Chavez

Mónica dijo...

La transformación...como una crisálida que deja al descubierto sus alas recientes...
Gustavo, tu don es sensiblemente armonioso.
Excelente.
Mónica Griolio

heladero dijo...

muy buen poema, desnuda el cuerpo y habilita la mente y tiene un final de flor en los pétalos.
Celmiro

heladero dijo...

Gustavo un poema que desnuda el cuerpo, acelera la mente y deshoja en pétalos la flor. Atrapa.
Celmiro

Anónimo dijo...

No voy a redundar ni agregar nada a lo dicho por todos los amigos poetas. Sólo te envío mi enhorabuena por estas publicaciones en tan excelentes páginas y todo mi afecto y admiración
María Rosa León

Anónimo dijo...

Gustavo: Un poema diferente y comprometido.Me gusta. Además,los reptiles se reproducen, por lo tanto aman.
Víctor Hugo Tissera

Kellypocharaquel dijo...

Impactante y bello poema !!!
Como siempre con el hechizo de tu
calidad de expesión.
Abrazos y besos
Hermoso Blog !!! Felicitaciones a su creador
Raquel

Avesdelcielo dijo...

Ese mimetizarse con un ser que anda en el agua y la tierra, con la coraza dura y externa , no renuncia a la ternura.
Poesía, biología, existencialismo. Ya lo había leído antes, es casi un clásico de Gustavo Tisocco.
MARITA RAGOZZA

Anónimo dijo...

HOLA GUS:ME ENCANTÓ VOLVER A LEER ESTE POEMA. CASI SENTÍ DESEOS DE DECIRLE, HOLA, TE CONOZCO... SÉ QUE LOS PARECERES Y SENTIRES DE LA POESÍA NO SE AGOTAN,PUES SON COMO LA VIDA VA Y VIENE.TU POEMA TIENE JUSTAMENTE LOS EXTREMOS DE CAÍDA Y VUELO. Y ENTRE ESOS EXTREMOS,SABERNOS DE CARNE Y SUEÑOS!!!!UN ABRAZO, María Paula Mones Ruiz

Nerina Thomas dijo...

Me pongo de pie cuando te leo.El silencio le pone musica a tus letras y asi cuando me embriago de palabras me haces volar y crecer en poemas y poesia.
Cada dia me ponga mas orgullosa de haberte encontrado en este camino de la vida. Todo en ti es brillo.Y tus ojos hacen que tus letras esten en tu mar`propio.un abrzo

Anónimo dijo...

Esos dos últimos versos son, para mí, casi como un poema de cabecera. Gracias, Gus. Siempre.
Alicia Perrig

La_Sonyadora dijo...

Un abrazo muy grande Gus...

Erika

Versos complicados dijo...

Este peoma Gustavo de mi alma, me gusta un mundo y me ha dejado...¡sin palabras!

Besos,
Migdalia

Anónimo dijo...

NO ES TAN ÁSPERO Y SECO EL REPTIL QUE QUIERE PÉTALOS PARA REDIMIRSE EN LA BELLEZA.
UN POEMA QUE DICE DE LA POESÍA A LA QUE NOS TIENES ACOSTUMBRADOS, CON UN FINAL EMOCIONANTE Y CONMOVEDOR...
BUENISIMO GUS.. UN GRAN BESO

OLIMPIA BORDES

Anónimo dijo...

Este poema me hizo pensar en lo que somos... naturaleza viva. Con un final de antología. Sinceramente, me encantó.

Mi abrazo.

Andrea

Anónimo dijo...

Bello poema Gus. hermosas metàforas para descubrirte un poco màs. Marcelo Crocce.

Anónimo dijo...

Gus...: más que metafórico te ví siendo parte de ese reptil, pudiendo -con tu percepción, sentirlo, vivirlo, decir qué se siente. Yo acostumbro a transformarme y comentarlo. Te felicito, Laura Beatriz Chiesa.

Lo mandé pero no lo aceptó.

Anónimo dijo...

David Antonio Sorbille dijo...
Los poemas de Gustavo tienen la inconfundible veta de un gran poeta. Un abrazo.

Gustavo Tisocco dijo...

Gracias pablo, gracias a todos...
Un abrazo Gus.